Mantén tu blog a flote con el calendario editorial

Un calendario editorial es la herramienta de planificación más importante de tu blog. Sin él no sabes cuándo debes publicar, sobre qué ni para qué. Con él sabrás qué publicar en cada momento y con qué fin.

Seguro que conoces algún blog que empieza con un ritmo de publicación muy fuerte. A los dos o tres meses empieza a fallar, ya no publica tanto y no porque lo decida así el autor, sino porque no sabe sobre qué escribir. A los seis meses (o antes) el blog ha muerto.

Eso me pasó a mí con este blog el año pasado.

Tuve que echar el cierre porque mi cerebro estaba seco. No sabía con qué fin escribía. No conocía a mi lector ideal.

Publicaba por inercia. Cada artículo era una tortura.

Pensaba que esto de los blogs era escribir unos cuantos artículos y que el dinero llegaba a borbotones.

Triunfar en la blogosfera requiere planificación, constancia y mucho trabajo. A esto hay que añadirle una buena dosis de ilusión. Si no te apasiona tu temática, tu blog está condenado al fracaso.

No pierdas el tiempo.

Ventajas del calendario editorial

Proporciona una visión global del negocio: saber sobre qué vas a escribir en las próximas semanas te permite hacerte una idea de la dirección que está tomando tu proyecto. Del mismo modo, te darás cuenta si te estás desviando de tu público objetivo, ese para el que escribes.

Si empiezas escribiendo para emprendedores que quieren crear un negocio o mejorar el que ya tienen gracias a internet, no tiene ningún sentido que te pongas a escribir para grandes empresas y sus directivos.

Atrae potenciales clientes: estamos aquí para ganarnos la vida. No nos engañemos. Un blog es una forma de generar una audiencia, clientes potenciales interesados en tu temática. Personas predispuestas a escuchar una oferta de tus servicios o productos.

Tener los contenidos planificados antes de escribirlos te ayudará a encontrar a tu cliente ideal. Además, los comentarios en tu blog, emails y las interacciones en redes sociales te permitirán conocerlo mejor e identificar su necesidades concretas. Cubrirlas es tu oportunidad de negocio.

Potencia tu autoridad: especializarte en una temática y escribir sobre ella (y de sus subtemáticas) de forma regular y ordenada te convierte en un experto. De esta forma creas branding. Fortaleces tu marca personal. Ganas en visibilidad.

Tus seguidores premiarán tu constancia y te leerán con asiduidad. Nuestro amigo Google también lo hará. Le gusta que publiques todas las semanas, que tus posts tengan comentarios, que en tu blog haya movimiento. Los buscadores adoran las actualizaciones de contenido.

Mejora tus contenidos: cuanto más publiques mejores serán tus contenidos. La escritura es un hábito. Puedes tener mayor o menor talento, pero con la práctica se aprende. El flujo de ideas en tu mente te proporcionará, a su vez, nuevas ideas.

Si realizas un buen marketing de contenidos, favorecerás el resto de ámbitos de tu blog. Tendrás más suscriptores por email, más seguidores en las redes sociales, más visitas, más comentarios, más potenciales clientes y, en definitiva, más oportunidades de ganar dinero.

Aumenta tu productividad: aunque te parezca mentira, planificar siempre te hace aprovechar mejor el tiempo. Dedicas unos minutos a pensar y escribir lo que tienes que hacer y luego recuperas el tiempo invertido con creces. Tienes un método y eso te aporta seguridad.

Te centras en lo importante. Mantienes el foco. Sigues el camino marcado.  Todos estos factores te ayudan a evitar el bloqueo del folio en blanco. Cuando creas el documento de Word tus ideas ya te están rondando por la mente. Sólo tienes que plasmarlas. Dejas fluir tu creatividad y la confianza se convierte en tu principal aliada.

Aspectos a tener en cuenta

Temática: debes tener una temática principal (blogging) y otras secundarias (marketing digital, diseño y monetización) que la complementen. En torno a ella, debe girar tu calendario editorial, los artículos que vayas a publicar.

Objetivos: ¿qué quieres conseguir con tu blog?¿y con ese artículo en particular? Debes tener muy claro cuál es el objetivo de tu blog (aparte de ayudar a los demás), ya sea ganar visibilidad, captar clientes o ganar dinero. Tu calendario editorial debe estar enfocado hacia tus objetivos.

Frecuencia de publicación: debes tener en cuenta el tiempo que tienes disponible y la relación que quieres conseguir con tus seguidores. Si trabajas y el blog es un complemento a tu vida laboral, no tendrás mucho tiempo para escribir. Si pretendes conseguir una relación estrecha con tus seguidores, tendrás que publicar, al menos, una vez a la semana.

Elementos necesarios en un calendario editorial

  • Fecha de publicación
  • Título
  • Autor (si hay más de uno)
  • Categoría
  • Palabra clave a posicionar
  • Objetivo
  • URL

Tipos de calendario editorial

Hay varios formas de hacer un calendario editorial. Depende del soporte que elijas (físico o digital) y de si está colgado en internet o no.

Tradicional: si eres una persona de costumbres, un papel y un boli son más que suficientes.

Digital: si te gusta más tenerlo en el ordenador, un documento de Excel es una muy buena opción.

En la nube: si trabajas en equipo o eres multidispositivo, soluciones como Google Calendar o aplicaciones como Trello son grandes alternativas.

Conclusiones

El calendario editorial es uno de los pilares fundamentales de un blog. Es tu hoja de ruta. Si vas en serio, tómate el tiempo que haga falta en hacer uno. La supervivencia de tu blog está en juego.

Hay gente que hace uno anual, otro mensual y otro semanal. No es necesario ser tan quisquilloso. Hacer uno para cada mes es suficiente, siempre que lo hagas con adelanto y poniendo todos los elementos necesarios.

¿Todavía sigues improvisando tus posts?

Pablo Moreno Acevedo

Pablo Moreno Acevedo

Consultor de marketing digital especializado en la creación y el posicionamiento de contenidos. Me dedico a aumentar la visibilidad, los clientes y los ingresos de otros profesionales a través de Internet.
Comparte en tus redes sociales
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email
Share on linkedin
LinkedIn

Deja un comentario

 

7 pasos para redactar
un post que posicione

Apúntate al webinar

15585
15856

7 pasos para redactar
un post que posicione

Apúntate al webinar

7 pasos para redactar
un post que posicione

Apúntate al webinar